_mg_5065La lógica imperó en la rama femenil al llegar a la final de la 30ª. Copa Yucatán las dos primeras de la siembra, la estadounidense Amanda Anisimova y la británica Jodie Burrage, en una maratónica jornada semifinal jugada ayer en el Club Campestre, en donde la mexicana María José Portillo y la estadounidense Sofia Sewing obtuvieron su pase a la batalla por el cetro.

En la rama varonil se jugará una final inédita (no antes de las 19 horas) entre tenistas de Israel y Brasil: el segundo sembrado, Yshai Oliel, buscará conquistar mañana el título al enfrentarse al sudamericano Gabriel Decamps.

Oliel doblegó al portugués Duarte Vale (8), finalista la semana pasada en el Abierto Juvenil Mexicano, 4-6, 7-6 (1) y 6-4, en la cancha estadio Lorenzo Molina Casares.

En el último encuentro de singles de la jornada, Decamps (7) se impuso al argentino Francisco Vittar (6), 6-2 y 6-1.

En el parcial decisivo del partido de Oliel, éste caminaba cómodo a la victoria, pero Vale no se dio por vencido y luego de ir abajo 1-4 se acercó a 4-5, pero no hubo más.

Amanda volvió a mostrarse implacable en la cancha a sus escasos 15 años de edad. La estadounidense no dio muchas oportunidades a la colombiana María Osorio y la derrotó 6-2 y 6-4. A su vez, la británica Burrage no tuvo un día de campo en los dos primeros sets, pero en el tercero marcó una diferencia abismal para imponerse 6-4, 6-7 (7) y 0-6 a la peruana Anastasia Iamachkine.

La final femenil empezará no antes de las 21 horas.

María José y Sofia dieron cuenta de las alemanas Irina Cantos y Jule Niemeier (4), con parciales de 3-6, 6-3 y 10-2.

La mexicana y la norteamericana se enfrentarán hoy en la final, a partir de las 17:30 horas, a Sada Nahumana, de Burundi, y Maileen Nuudi, de Estonia, quienes ayer derrotaron a la argentina Paula Barañano (7) y a la chilena Fernanda Labraña, 6-3, 1-6 y 10-3.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *